Adoptar las palabras clave que predominan en los motores de búsqueda en la etapa de traducción incrementa la eficacia del contenido traducido. Prestar atención al contenido en cada idioma es la clave del éxito en el referenciamiento.

Hoy en día, la competencia lingüística y las herramientas de TAO (Traducción Asistida por Ordenador) no constituyen los únicos factores del éxito. Los contenidos deben ser adaptados a los motores de búsqueda de cada país para ampliar el alcance de su mensaje, ganar en visibilidad y llegar a clientes potenciales. Los traductores se convierten en especialistas del referenciamiento y trabajan en simbiosis con los equipos SEO, de Web Marketing y de medios sociales para producir contenidos ricos y pertinentes para los motores de búsqueda.